Si bien muchos lo saben, hay otros que no. A pesar de ser 100% futbolero, sigo basket desde muy chico. Entre los 7 y 10 años jugaba al basket en el club y claramente miraba todo lo relacionado a Michael Jordan. En esos años, fue cuando en Argentina empezaron a transmitir los juegos de la NBA. No seguía un equipo en particular, me gustaba mucho Jordan como también Magic Johnson y otras estrellas de esa época.

Cuando Jordan se retiró en el año 1998 decidí a seguir a los Spurs por dos razones: que uno de mis jugadores preferidos, David Robinson, jugaba en ese equipo y que el equipo era de Texas. Siempre tuve atracción por este estado, creo que a causa de las películas de vaqueros del viejo oeste. En mi primer año como seguidor de los Spurs, salimos campeones y gracias a un amigo de mi hermano que viajo a USA conseguí la camiseta de David Robinson. Ese mismo año Ginobili fue seleccionado en el draft por los Spurs pero no fue hasta el 2002 que debutó en el equipo, lo demás es historia.

A fines de noviembre de 2018, los San Antonio Spurs anunciaron que la fecha de la ceremonia de retiro de la camiseta de Manu Ginobili sería el 28 de marzo de 2019 después del juego de los Spurs vs. Cavaliers y supe que, como fuese, ahí teníamos que estar.

Lo primero que hicimos fue sacar los pasajes, por suerte teníamos millas acumuladas, así podíamos dejar liberada la tarjeta de crédito para conseguir una buena ubicación en el estadio. Al chequear por los tickets ya estaban vendidos un 60% y los precios tendían a subir, por lo que debimos tomar una decisión bastante rápida. Conseguimos la primer bandeja en la parte más alta (son algo así como 3 bandejas). Sin saberlo, los asientos VIPs de los Spurs eran muy cerca de nuestra ubicación y el mismísimo Ginobili estuvo sentado ahí cerquita nuestro, también tuvimos el gusto de ver a Tim Duncan y Tony Parker sentados ahí.

Al ingresar al estadio como regalo especial nos entregaron una gorrita con el «Gracias Manu».

Y en tu asiento te dejaban un paquetito de pañuelos descartables por si la ceremonia te hacia llorar de emoción.

En el estadio podía visualizarse fácilmente todas las decoraciones dedicadas a Manu Ginobili, estaban los trofeos que ganó distribuidos en el estadio como así también una réplica de la camiseta que colgarían en el estadio para que la gente se puede fotografiar.

Los fan shops del estadio vendían en su mayoría productos relacionados a Ginobili: camisetas, gorras, muñecos, etc. y muchos eran exclusivos, es decir, que solo vendían 500 unidades, como por ejemplo unos pins que por suerte conseguimos. Todas las tiendas estaban atestadas y prácticamente no quedo nada. Al día siguiente volvimos al estadio para sacar unas fotos sin tanta gente y a probar suerte en el local del estadio a ver si podíamos conseguir algo extra pero no tuvimos suerte, eran efectivamente ediciones limitadas.

Fue una noche increíble, los Spurs ganaron el partido y luego de eso comenzó la ceremonia. Algo impensado fue que tocaran el Himno Nacional argentino previo a que comience el partido, en honor a Ginobili.

En el entretiempo del partido hablaron compañeros de la selección argentina y luego, una vez finalizado el juego, fue el turno para sus principales compañeros de equipo (Duncan, Parker, Oberto), el dirigente que lo descubrió (RC Bufford) y su técnico (Gregg Popovich). Después de ellos habló Manu, en español y en inglés. Una noche muy emotiva que nunca olvidaremos.

Les dejo la ceremonia completa:

Un pensamiento en “A un año del homenaje a Manu Ginobili

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *